Opina el 74 % de los Mexicanos que Tomar Clases por TV es Preferible a no Tener Clases: COP UVM

Ante la Emergencia Sanitaria de COVID-19

La alternativa implementada por el gobierno federal de impartir lecciones por TV o radio fue una solución para no perder el ciclo escolar

La alternativa implementada por el gobierno federal de impartir lecciones por TV o radio fue una solución para no perder el ciclo escolar

Los alumnos se reincorporarán a clases presenciales con desventajas académicas: piensa 94 por ciento.

Población prevé regresar a la escuela con un proceso escalonado y un sistema híbrido.

Aprender en casa es estresante para padres y alumnos.

Ante la nueva realidad que se vive por la emergencia sanitaria de COVID-19, 76 por ciento de la población coincide en que la alternativa implementada por el gobierno federal de impartir lecciones por TV o radio fue una solución rápida para no perder el ciclo escolar y 74 por ciento concuerda en que tomar clases por televisión es preferible a no tenerlas, aunque 26 por ciento opina que tomar lecciones así es una pérdida de tiempo.

De acuerdo con la encuesta realizada por el Centro de Opinión Pública de la Universidad del Valle de México, Opinión sobre la estrategia educativa Aprende en casa, 46 por ciento de los participantes cree que un alumno de nivel básico puede aprender viendo programas educativos en la televisión. Entre quienes han tenido oportunidad de ver los contenidos que están transmitiéndose por TV, 63 por ciento piensa que se puede aprender con estas lecciones, 64 por ciento indica que la explicación de la persona es clara, 53 por ciento considera que las lecciones son atractivas y 42 por ciento entretenidas, para los alumnos. No obstante, 52 por ciento indica que no es posible medir los avances o progresos de los estudiantes que han tomado estas lecciones y 31 por ciento desconoce si los niños serán evaluados.

Próximos a iniciar Aprende en casa III, el tema de aprendizaje y preparación de los alumnos genera incertidumbre sobre el presente y futuro educativo, por ejemplo 94 por ciento estima que es probable que los estudiantes se reincorporen a clases con desventajas, también se piensa que es probable que incremente el abandono escolar en el nivel primaria (77 por ciento), secundaria y bachillerato (82 por ciento). Adicionalmente, 34 por ciento opina que las condiciones en que los niños están tomando clase actualmente generará una brecha educativa, para 46 por ciento esta brecha ya existe y se ampliará, 17 por ciento considera que esa brecha se acortará y para 3 por ciento desaparecerá.

Sobre el regreso a clases presenciales, las autoridades han declarado que está fincado en el semáforo epidemiológico y en estrategias como el retorno escalonado o un sistema híbrido. Al respecto, 45 por ciento ve probable volver a la escuela de manera presencial el primer trimestre del año, para 76 por ciento es probable el regreso en forma escalonada y para 84 por ciento de los entrevistados es factible que los alumnos reciban la educación escolar bajo un sistema híbrido.

Pensando en la reincorporación a las clases presenciales, 79 por ciento considera que para los alumnos sería ideal repasar los temas vistos durante la pandemia, solo 21 por ciento estima que sería conveniente continuar con el temario.

Con la interrupción de clases presenciales a causa del COVID-19, la educación a distancia fue la alternativa considerada por las autoridades. Sin embargo, 69 por ciento cree que México no cuenta con condiciones para tomar clases a distancia, incluso 93 por ciento piensa que esta modalidad educativa pone en evidencia las desigualdades del país, en gran medida por la falta de recursos tecnológicos.

Aprende en casa involucró a autoridades, maestros, alumnos y padres de familia en un proceso educativo a distancia que, en opinión de los entrevistados, no ha resultado sencillo, 84 por ciento piensa que para los padres de familia es estresante que los hijos estén recibiendo educación desde casa, y 83 por ciento considera que esta sensación es experimentada por los alumnos por no asistir a la escuela. 68 por ciento estima que para los padres de familia es difícil organizarse con las clases, apoyar a los hijos con las dudas (65 por ciento), con las tareas (61 por ciento), apoyar con las aplicaciones de internet (55 por ciento) o correos electrónicos (51 por ciento).

Finalmente, al reflexionar sobre los aprendizajes que ha dejado la pandemia en el plano educativo, 40 por ciento dijo que es posible adaptarnos a nuevas formas de enseñanza, 24 por ciento al manejo de herramientas tecnológicas y que es posible aprender sin necesidad de asistir a la escuela (18 por ciento).

Publicado en: Página 24

Comparta este material en