La Medalla Mundial que Transformó la Vida de la Campeona en Tae kwon do, Edna Díaz

Fue la Primera Mujer en Ganar en un Campeonato Mundial

Edna Díaz se retiró del tae kwon do después de los Juegos Olímpicos de Londres 2012; sin embargo, comentó que sí cumplió su sueño como deportista

Edna Díaz se retiró del tae kwon do después de los Juegos Olímpicos de Londres 2012; sin embargo, comentó que sí cumplió su sueño como deportista

La egresada de UVM, sí cumplió su sueño como deportista.

En el año 2005, la michoacana, egresada de la licenciatura en Psicología y la Maestría en Gestión de Entidades Deportivas en la Universidad del Valle de México, Edna Díaz, se convirtió en la primera mujer en ganar una medalla en un Campeonato Mundial de Tae Kwon Do; tuvieron que pasar 26 años antes que otro mexicano (a) se colgara la presea de primer lugar, la originaria de Uruapan lo consiguió en Madrid, España, al imponerse en punto de oro a la representante de China Taipei, Su Li Wen.

Al compartir sus experiencias durante la conferencia USessions Desde Casa, organizada por la Dirección de Deporte y Cultura de la UVM, la ex taekwondoín Edna Díaz, quien forma parte del Salón de la Fama UVM 2018, dijo que al ganar la medalla mundial no dimensionó lo que representaba ese logro para la comunidad deportiva, para su estado, para el país. Un logro que, por cierto, años más tarde conseguiría la también estudiante de UVM y taekwondoín, María del Rosario Espinoza.

“Recuerdo que la noche que gané la medalla en España, no dormí, estaba recibiendo muchas llamadas, incluso del presidente de México (en ese momento Vicente Fox), tenía entrevistas, sí, la medalla cambió mi vida; cuando llegué a mi ciudad natal en Michoacán, fue como una bomba, la gente estaba feliz, todo era fiesta, color, alegría”, comentó.

Sin embargo, después de la medalla que ganó Edna en el Campeonato Mundial del 2005, no todo fue miel sobre hojuelas; las lesiones, cirugías de rodilla, de hombro no le permitieron combatir como ella hubiera deseado en los Juegos Olímpicos de 2008 en Beijing y, posteriormente en Londres 2012, asistió como suplente.

“Las lesiones hicieron que tuviera una situación insostenible, más o menos hice los procesos para Juegos Olímpicos pero no se podían concluir, a China fui porque ya estaba considerada asistir, pero evidentemente no pude ya competir como quisiera; para Londres no pude ir al clasificatorio, hice una pelea, más por mis ganas de querer competir que otra cosa, fue contra María (Del Rosario Espinoza), ella era dos pesos arriba que la mía, tuve que tomar agua para dar el peso que me pedía la federación; la pelea fue en el gimnasio Juan de la Barrera, María ganó, y ella fue a Londres 2012, en donde se proclama medallista”, recordó.

Edna Díaz se retiró del tae kwon do después de los Juegos Olímpicos de Londres 2012; sin embargo, comentó que sí cumplió su sueño como deportista. “He pensado en estos años que todos queremos más, en este caso, la medalla olímpica para mí, porque tuve posibilidades de lograrla, pero fueron años de lesiones, hospitales y cirugías. Pero puedo decir que, bajo las circunstancias de mi carrera deportiva, sí cumplí mi sueño, rompí una forma de pensar en aquel momento porque gané la primera medalla mundial para México y eso fue muy importante por ser la primera mujer en ganarla”, comentó.

Actualmente, Edna Díaz se dedica a ayudar a la gente más necesitada a causa de la pandemia del COVID-19, en ella ha surgido el sentimiento de poner su granito de arena a favor de la sociedad más desfavorecida.

Edna Díaz al terminar su Maestría en Gestión de Entidades Deportivas, así como sus prácticas profesionales en Madrid, España; en el 2015, ya había sido directora del Instituto de la Juventud y Deporte Municipal en Michoacán; posteriormente se hizo cargo de la Comisión Estatal de Cultura Física y Deporte, puesto que ocupó durante casi tres años; de ahí fue al proceso electoral de 2018 como candidata a Diputada Federal. Nuevamente se reintegra al gobierno de Michoacán a trabajar programas ya no sólo de deporte, sino ahora de programas por la paz en su estado, cultura, educación.

“Ahora sigo ayudando en este tipo de temas, más sociales, humanos e integrales; en estos momentos de la pandemia llevo meses trabajando con ayuda de la gente, a quienes estamos invitando a que si está en sus manos apoyar a la gente lo haga, porque si bien son momentos difíciles, representan una oportunidad de sacar lo mejor de nosotros mismos y esta es una forma de hacerlo”, concluyó.

El Salón de la Fama del Deporte UVM, es un espacio que la Universidad abrió en 2017, y sirve como reconocimiento institucional a aquellos atletas que son o han sido parte de la comunidad UVM y que han conseguido logros deportivos excepcionales.

Publicado en: Página 24

Comparta este material en