“‘Témoc’ va al ‘Charquito’ a Beber y Drogarse; Pero Dice no Tener Recursos Para Ayudarnos”

Acusan Sexoservidoras de Pabellón; Interponen Queja en la CDHEA

Por Benny Díaz

Sexoservidoras pusieron una queja en la CDHEA contra el presidente municipal de Pabellón de Arteaga (Foto: Eddylberto Luévano Santillán)

Sexoservidoras pusieron una queja en la CDHEA contra el presidente municipal de Pabellón de Arteaga (Foto: Eddylberto Luévano Santillán)

“Llegaremos hasta las últimas consecuencias, no podemos permitir que se sigan violentando los derechos humanos de las muchachas que trabajan en la zona de tolerancia de Pabellón de Arteaga, que son discriminadas por el alcalde Cuauhtémoc Escobedo Tejada sólo por trabajar ahí. Ayuda a otros sectores, menos a ellas”, declaró en exclusiva para Página 24 Salma Luévano Luna.

El miércoles se interpuso la queja 134/2020 en la Comisión de Derechos Humanos del Estado de Aguascalientes (CDHEA) y ayer recibió acuse de recibo de la que se hará en la Comisión Nacional de Derechos Humanos (CNDH) “y también lo haremos en la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH), a donde enviaré varios documentales como constancia de las condiciones en las que se encuentra la zona de tolerancia y que se niega a remozar, aun cuando se le dieron varias opciones al alcalde, como que sólo apoyara con el material y los propietarios pagaban la mano de obra, pero no aceptó”.

Luévano Luna dijo que el alcalde asegura que todo esto es un asunto político para perjudicarlo, “pero yo no tengo ningún interés de ese tipo, ya que ni vivo en Pabellón y las chicas me buscaron para que las representara luego de que vieron la respuesta que se tuvo en Aguascalientes”.

Hace unas semanas acudió junto con varias mujeres “cis” y transgénero, que se dedican al sexoservicio, para expresarle a la alcaldesa Tere Jiménez Esquivel que estaban pasando una situación complicada porque al cerrar bares y otros centros de trabajo las muchachas no tenían dinero, “y nos recibió Kike de la Torre y Jaime Beltrán, quienes se comprometieron a brindar ayuda. Entre quienes fuimos iban personas de Pabellón de Arteaga y nunca discriminaron, también para ellas hubo ayuda; se les entregaron despensas”.

Luévano Luna dijo que ante esta problemática también hubo acercamientos de Paulo Martínez y de Gustavo Báez, quienes le mandaron despensas con las que “las muchachas tuvieron comida para continuar en cuarentena”.

Las que viven en Pabellón de Arteaga le manifestaron su intención de presentar la problemática al alcalde Cuauhtémoc Escobedo Tejada, a quien en primera instancia sólo le solicitarían despensas y que les condonara pagos de servicio de agua potable, pero se negó a recibirlas.

“Estuvimos desde las 9:00 de la mañana en la puerta de la presidencia municipal, pero no quiso recibirnos, y ante la presión, hasta las 3:00 de la tarde pudimos hablar con él. Aprovechamos para decirle que las condiciones de la zona de tolerancia son deplorables: no hay servicios públicos, hay una barda caída desde hace años y también se le solicitó que enviara una patrulla para brindar seguridad. A todos se negó diciendo que no tiene recursos y que no iba a quitar una unidad de seguridad pública del centro de Pabellón para mandarlo a la orilla, donde se encuentra la zona de tolerancia.  ¡Por favor!, ¿cómo no va haber seguridad en la zona roja?”.

Salma Luévano manifestó que a todo se negó el alcalde perredista, aduciendo que ni conoce el “Charquito” –como se le conoce a la zona de tolerancia–, tampoco aceptó ayudar y menos remozar el lugar porque no cuenta con recursos.

Entonces la contrapropuesta es que les dejara trabajar en la modalidad “para llevar” y que esto consistía que afuera de los bares se permitiera la venta de licor y cerveza, pero no para consumir ahí “y también, quien quisiera, que se llevara a alguna chica”, a lo que el alcalde dijo que les daría respuesta días después.

“Llamé cuando dijeron –recordó Salma–, pero no respondieron. Al día siguiente tampoco lo hicieron y hasta el tercer día regresaron la llamada con una negativa”.

Con esta actitud que califican de “discriminatoria “es que optaron por la queja en las comisiones de Derechos Humanos, porque “claro que los vulnera por dedicarse a ese oficio, porque sí ayuda a otros sectores de la población y a ellas no”.

“Bebe y se Droga”

Fueron varias las prostitutas que acudieron a la CDHEA a interponer la queja, ya que aseguran que se sienten violentadas en sus derechos humanos y sólo por dedicarse a vender sexo es que se les trata de forma discriminatoria.

Y fueron más allá al asegurar que “dice que no conoce el ‘Charquito’, pero de ahí no sale. Nos consta porque a una compañera y a mí ‘Témoc’ nos dijo que era el alcalde y que lo que se nos ofreciera; ahora que necesitamos dice que ni sabe dónde queda, cuando lo hemos visto que va y bebe y se droga, pero para ayudarnos dice que no tiene recursos”.

María del Carmen, Elena, Sanjuana y Adriana son las prostitutas que interpusieron la queja en la CDHEA en contra del alcalde y lo que piden es que no se les siga tratando de esa forma discriminatoria sólo por dedicarse a esa actividad, sobre todo ahora que no se les permite laborar y cuando no cuentan con recursos para subsistir.

Salma Luévano afirmó que a ella no le consta lo dicho por sus representadas sobre las supuestas prácticas del alcalde, “pero si lo dicen, es por algo”.

Lo que no van a permitir es que se les discrimine porque ya no están dispuestas a tolerar ese trato y tampoco a seguir trabajando en las condiciones en que está la zona de tolerancia.

No piden que el alcalde haga todo, pero creen que sí puede brindar apoyo; lo que pasa es que no le interesa hacerlo.

Luévano Luna reiteró que no se trata de un tema político, como dice el alcalde, ni una persecución para afectarlo, lo que pretenden es “que mejore la calidad de vida de las muchachas y que muestre disposición para ayudarlas en estos momentos de la pandemia de COVID-19 cuando no pueden trabajar, y son entre 80 y 95 las afectadas, ya que no todas son de planta; hay algunas que sólo van los fines de semana o en fechas especiales a trabajar a El Charquito”.

Publicado en: Página 24

Comparta este material en