La Columna del Diablito

Raúl Cuadra García ...le arruinaron su vida...

Raúl Cuadra García
…le arruinaron su vida…

UNA, DOS Y… ¡TRES! ¡COMENZAMOS!
DE REGRESO A CASA…

Raúl Cuadra García, connotado contador público, secretario de Finanzas en el gobierno de Luis Armando Reynoso Femat, diputado federal panista (2009-2012), anoche por fin durmió en su casa, después de una descarnada persecución y encarcelamiento, acusado de varios delitos (3) fabricados por la perversa mente de un canalla, traidor y desagradecido llamado Carlos Lozano de la Torre “El Patrón del Mal”.

Se puede decir que, desde que se quedó sin fuero (31 de agosto de 2012), comenzó el suplicio para Raúl Cuadra, pues tuvo que acudir a la Procuraduría General de Justicia del estado, a responder por tres delitos que “El Patrón del Mal” le inventó vía Felipe de Jesús Muñoz Vázquez, el temido “Procurador de Hierro”, que terminó siendo “El Torturador de Aguascalientes”.

Sin embargo, su huida inició en 2013, cuando el Poder Judicial de Aguascalientes, era manejado por el entonces gobernador Carlos Lozano de la Torre (2010-2016).

La huida de Cuadra García terminó cinco años más tarde: el 19 de octubre de 2018, cuando un grupo de sabuesos lo detuvieron en Puerto Vallarta, Jalisco, a donde había acudido a la boda de una de sus hijas.

De esa fecha, al día de hoy miércoles 6 de mayo, Cuadra ganó dos batallas legales: junio 27 de 2019 y diciembre 18 de 2019, fechas en que fue absuelto por “la venta de predios propiedad de gobierno del estado, a un precio por abajo de su precio real”, según acusación del tenebroso “El Patrón del Mal”.

A Cuadra García aún le falta demostrar su inocencia sobre la compra “inexistente” del famoso tomógrafo que costó 13 millones 500 mil pesos, del cual existe la factura, copia del cheque y póliza, pero no el costoso aparato médico, que le costó cárcel no sólo a Cuadra, sino al propio exgobernador Luis Armando Reynoso Femat y cárcel y vida al médico Ventura Vichis Huerta, director del ISEA en el gobierno de Reynoso Femat.

La noche del martes 5, este tecleador se enteró que Cuadra García saldría de prisión, no absuelto, pero sí bajo fianza y que su arresto continuaría en su casa, la que tendrá como prisión hasta que se resuelva su caso, informó su abogado Julio Serna Ventura.

Carlos Lozano de la Torre y Felipe de Jesús Muñoz Vázquez ...Carlos con 2 carpetas de investigación por enriquecimiento ilícito...

Felipe de Jesús Muñoz Vázquez y Carlos Lozano de la Torre
…Carlos con 2 carpetas de investigación por enriquecimiento ilícito…

Así las cosas, Raúl Cuadra comienza a ver la luz del kilómetro túnel en el que lo metió el canalla, traidor, malagradecido Carlos Lozano de la Torre, quien estuvo a punto de enfrentarse al propio Raúl Cuadra, por la gubernatura de Aguascalientes, pero el PAN, y Felipe González González, impidieron que fuera así, y después las cartas marcadas le dieron el triunfo a “El Patrón del Mal”.

Para terminar seré breve: Si el pago del susodicho tomógrafo está respaldado por un cheque que lo cobraron las vendedoras (dos mujeres), ¿no sería lo correcto que las vendedoras fueran las paganas, puesto que fueron ellas las que no entregaron el susodicho tomógrafo? Es pregunta.

 EL KARMA A LA VUELTA DE LAS ESQUINA...

 En cuanto al autor intelectual de esta persecución política que, como se ve, todavía no termina y que ha costado la vida del connotado médico panista, Ventura Vilchis Huerta, cárcel al ingeniero civil Luis Armando Reynoso Femat, y al contador Raúl Cuadra García, todo indica que el karma se las cobrará.

En efecto, por fuentes confiables, este tecleador está enterado que hay dos carpetas de investigación muy avanzadas en las que se acusa a Carlos Lozano de la Torre “El Patrón del Mal”, por enriquecimiento inexplicable.

Por eso es que al “exgoberladrón” no se le ve por ningún lado y ya no presume a sus amistades: César Duarte Jáquez (prófugo), Javier Duarte de Ochoa (preso), Carlos Romero Deschamps (prófugo), Roberto Borge Angulo (preso), Juan Collado Melo (preso), Emilio Lozaya Austin (preso), entre otros.

Veremos pues, si llegando el momento, “El Patrón del Mal” se va de prófugo o si le hace compañía a Javier Duarte, Juan Collado, Roberto Borge, etcétera.

 UN TAL CUITLÁHUAC PÉREZ CERROS...

 No lo conozco, pero por el apellido Cerros, creo que no es de por acá, sin embargo, Cuitláhuac llamó mi atención cuándo, entrevistado por esta Cada Editorial, lloriqueó al declarar que la “frustración y decepción es lo que impera entre los empresarios de la entidad por la nula estrategia del Gobierno Federal en materia de salud y economía”, temas de los que, supongo, Pérez Cerros es un experto, y por eso tal impotencia.

Pérez Cerros, quien presumió ser presidente del Cluster Automotriz, aquí en la tierra de la gente buena, señaló a nuestra compañera Benny Díaz, que el COVID-19 es un todo reto porque está golpeando muy fuerte “las finanzas de quienes son empresarios y en especial de aquellos que tienen relación con la industria de los automóviles”.

Pérez se condolió de la empresa japonesa Nissan de la que, dijo, “perdió 37% de las exportaciones en las últimas cinco semanas y 31 por ciento de sus ventas a nivel nacional”.

Entonces, como diría mi inolvidable tía Jerónima “si los ricos nos quitan hasta las lágrimas, ¿cómo vamos a poder llorar?, esto ya se puso de la chingada”.

Pero a Pérez el llanto de los pobres no le interesa, sino el destino de las empresas parque el COVID-19 resultó tan perro que “las empresas que puedan sobrevivir tal vez tengan la necesidad de cambiar de giro (sic) para poder continuar o en su defecto volver a empezar (resic) Perdón, ¿entonces, si cambian de giro no es volver a empezar? “Mi no entender”, dijo el gringo.

Pero en fin, Pérez y sus representados son tan duchos en la materia, que ellos “han hecho varias propuestas al Gobierno Federal porque es ahí donde podemos tener la respuesta al llamado de auxilio, a pesar de que las autoridades no han hecho nada para brindar certeza alguna (sic) al sector empresarial en general, y menos al automotriz, que no está considerada dentro de las actividades esenciales pero que es parte importante de la economía del país (obvio).

“Se le advirtió (al gobierno federal) que, de no tener un proyecto que diera equilibrio entre el tema de salud y económico, el resultado sería fatal para muchas empresas y esto no tarda en presentarse en Aguascalientes (vaticinó), donde algunos industriales piensan en cerrar en definitivo y luego volver a emprender”.

¿Por qué?, “pues porque no pueden soportar más de un mes pagando salarios y servicios sin tener ventas o producción”.

Entonces está de la patada: si no hay ventas, malo; si no hay producción también.

Entonces ¿esas empresas son algo así como golondrinas? ¿No sería entonces mejor que esos empresarios dejaran de serlo y consiguieran chamba en empresas “machuchonas” como las de Carlos Slim Helú, Ricardo Salinas Pliego, Roberto Hernández Ramírez, Maria Asunción Aramburuzabala, Jerónimo Arango, Alberto Bailleres González, Gerardo Larrea Mota Velasco, Emilio Azcárraga Jean, Antonio del Valle Ruiz, Germán Larrea Mota Velasco, o ya de perdida con el abarrotero Felipe González y “don Viborón”, a quienes las pandemias nomás les pelan los dientes, pues presumen de capitales en dólares, ¿no cree el lector? Pero bueno, además de la “pobre” Nissan (no me imagino a los japoneses pidiéndole chamba al de las nalgas al revés, o a don Viborón, por ejemplo), Pérez abogó por “Compas que –dijo– fue la primera en cerrar pagándole a sus trabajadores el 100% de sus salarios”, pero para esta nueva declaratorio “sólo podrá pagarles a sus trabajadores 50% de sus salarios”.

Así las cosas, Pérez seguirá esperando a que el Gobierno Federal acepte las propuesta que le hizo, y se ponga guapo con los billetes porque hay que “salvar a las empresas”, ya que también Nissan no pudo pagar más que 50% del salario a sus trabajadores.

 PARA SER EMPRESARIO...

 No sólo debe tener la figura, sino serlo y no llorar.

Así piensa y actúa el vicepresidente del Consejo Coordinador Empresarial y Presidente de la Canacar, Roberto Díaz Ruiz, quien les mandó a los empresarios nailon las siguientes recomendaciones: “Todos (los empresarios) debemos hacer lo que nos corresponde para que no se rompa la cadena productiva (porque), si uno de los eslabones falla, entonces ya no funciona.

“En el caso de los empresarios, lo que toca es responder a los trabajadores y ayudarlos en la parte económica, aunque el giro no sea de actividades esenciales.

“En estos momentos de crisis –abundó– hay que ser solidarios ante la contingencia que ahora se vive, pues no se debe romper ni un eslabón de esta cadena”.

Finalmente Díaz Ruiz exhortó a sus colegas a que “seamos solidarios con las autoridades y sus programas de apoyo, en lugar de cuestionarlas y, si alguno quiere, sumarse a ellas de acuerdo a sus necesidades”.

Priísta de corazón, el transportista calvillense trabajó como presidente del Patronato de la Feria de San Marcos, en una administración panista, porque “en el servicio público no cuentan los colores”, me dijo en alguna ocasión. Bueno, pues ahí está el mensaje de Roberto Díaz, un empresario que no solamente tiene pinta de empresario, sino que lo es en toda la extensión de la palabra.

 “ASÍ ES EL ABARROTE...”.

 Con una capacidad de síntesis extraordinaria, otro empresario me dijo en una ocasión cuando no le pintaban bien las cosas: “Así es el abarrote, a veces se gana, y a veces puro camote”, este empresario es nada menos que Nicolás Martínez Lara, que sigue fiel a su filosofía de que, en ocasiones “puro camote” y no anda causando lástimas porque es “denigrante”.

YA NO ES COMO ANTES: AMLO El problema que traen muchos de los grandototes empresarios es que con los presidentes de la República que militaban en el PRIAN, vivieron épocas grandiosas sin pagar un centavo de impuestos, por eso nunca quisieron ni quieren a Andrés Manuel López Obrador, y con ellos muchos de sus achichincles.

Sin embargo, en las elecciones de 2018 la raza dijo basta y llevó a AMLO a Palacio Nacional, después de dos elecciones en las que le jugaron gitano; en principio los de la Coparmex se dejaron agarrar la pierna, con la esperanza de que el de Tabasco les dijera: “Ya van, vamos a seguir igual”, pero conforme pasaban los días vieron que Obrador no daba color y arremetieron con más ganas en su contra.

“No se llamen engañados –les contestó AMLO a los machuchones– yo siempre dije que, por el bien de todos, primero los pobres”.

Pero los hombres del billete –aunque no todos– han llamado para sacarlo de Palacio Nacional –un imbécil regiomontano– se presentó ante con gente del Ejército Mexicano, y la conminó a dar un golpe de estado “porque no me gusta cómo está gobernando”.

Otros, como el loco narcogobernador de Jalisco, Enrique Alfaro, amenazó con romper el Pacto Federal y formar su República Alfareña de Jalisco, pero en dos tres días se le pasó su sueño de “libertador”.

En la actualidad AMLO tiene dos broncas: el coronavirios y el bajo precio del petróleo, lo que han aprovechado para enviarle nueva avalancha de calumnias e insultos de quienes gobernaban México, no obstante ser Presidente más votado en la historia de México: más de 30 millones de ciudadanos le dieron su voto y confianza.

Otro empresario mexicano que ven con malos ojos lo que están haciendo los de la cúpula empresarial más grande del país, es el ingeniero Marcos Constanse Madrazo, pionero en la construcción del Caribe mexicano y socio del Grupo Experiencias Xcaret, quien en una entrevista en redes sociales habló fuerte a esos remedos de empresarios que están acostumbrados a ganar y ganar gracias a sus complicidades con los gobiernos del PRIAN y con le bendición de aquellos presidente como Carlos Salinas de Gortari, Ernesto Zedillo Ponce de León, Vicente Fox Quesada, Felipe Calderón Hinojosa y Enrique Peña entre otros anteriores que empujaban.

Así las cosas, Constanse Madrazo se abrió de capa y declaró en piso firme: “La iniciativa privada pide garantías, lee los periódicos, día tras día tras día, ‘para invertir queremos garantías’. El presidente (Andrés Manuel López Obrador) dice: ‘voy a respetar la macroeconomía, voy a respetar el presupuesto, no voy a endeudar al país’.

“Fíjate, lo dice y lo firma públicamente: ‘No me voy a reelegir, voy a procurar la democracia y soy partidario del mercado libre y la propiedad privada’.

Apenas surge la sombra de un arancel que pudiera poner en riesgo inclusive el Tratado de Libre Comercio, se mueve como ningún presidente lo ha hecho para eliminar esa posibilidad, para que no se vaya a dar esa posibilidad, es un apasionado del Tratado de Libre Comercio”.

“¿Qué más garantías le pueden pedir al presidente que lo que está ofreciendo? ¿O quieren que les dé…  yo como empresario quiero que me dé un aval de que si pierdo dinero me lo va a regresar, eso es lo que quiero? ¿O quiero que me dé a ganar toneladas de dinero vía privilegios corruptos del gobierno? ¿A qué le llamo garantía? A mí si me garantizan mi derecho de libertad y mi derecho empresarial de crear riqueza ¡no necesito más garantías! ¡¿Qué otras garantías puedo pedir?! Tomo los riesgos que tomo en los negocios, y los negocios son un riesgo, el negocio sin riesgo es inmoral, por eso el monopolio es inmoral, porque el monopolio elimina el riesgo, eso es lo que lo convierte en inmoral, pero en México las grandes fortunas históricas, todas se sustentan en orígenes monopólicos o contubernios con el gobierno”.

“Entonces claro, se acaba eso y temblamos, los empresarios queremos más garantías. No entiendo, de veras, no entiendo cuando piden más garantías que las que él da, que es respetar los principios básicos del libre mercado, de la democracia y de la libertad, son las únicas garantías que un empresario debe pedir para ser creativo y para generar riqueza”.

Pues aquí están las palabras de este gran empresario que balconeó y ridiculizó a los dueños del gran capital, ¿qué os parece? ¿A poco no están chéveres?

Y, BUENO, PUES CUNDE EL EJEMPLO...

 Quienes imitando a esos señores del billete grande y el “yo no pago impuestos”, y que también consideran que el Gobierno se debe de poner guapo con empresarios y absorber los sueldos de sus empleados, “para que sus patrones no se vayan a la quiebra, son las prostitutas, prostitutos, padrotes, meseros y lenones de la Zona de Tolerancia de Pabellón de Arteaga, mejor conocida como “El Charquito”, que comanda la frustrada candidata a la alcaldía de Aguascalientes, Salma Luévano, quienes le exigen al alcalde de Pabellón de Arteaga, Cuauhtémoc Escobedo, “nomás” tres cosas tres:

1.- Que les remoce los prostíbulos a los dueños porque ya se están cayendo.

2.- Apoyo económico y de despensas para resistir la crisis por la pandemia.

3.- Y que las incluya en el programa “para llevar”.

No se ría el lector, esto es lo que le exigen a Cuauhtémoc.

O sea, la idea no es mala para ellas, porque no habría ya necesidad de que, por ejemplo, el abarrotero y exgoberladrón Felipe González González, siga con la perversidad diabólica de andar “tirándose” a sus ahijadas y llenándolas de hijos, a los que no les da su apellido sólo “por el qué dirán”, pues con tan sólo llamar por teléfono pediría una nalguita “para llevar”, a tal o cual bodega u oficina para darse unas señoras revolcadas entre frijoles, papas y ají.

Así, por un quinientón, gente como el de las nalgas al revés se ahorraría el gasto de seguir fabricando chamacos.

A esta gente se le puede ayudar, pero el cuete es que a los patrones se les va a quitar la responsabilidad que tienen y eso no es de ley ni de justicia.

Ya lo dijo el sabio Nicolás: “Así es el abarrote, a veces se gana y a veces puro camote”.

Y sí, el empresario, de cualquier tipo y tamaño, debe asimilar bien su papel, ¿no cree el lector?

Y CON ESTA ME DESPIDO...

 La muchachonas y muchachones de “El Charquito” de Pabellón de Arteaga, no ceden en sus pretensiones y bastó que ayer miércoles le hicieran al alcalde Cuauhtémoc un gran pedo frente a la Presidencia Municipal y gritándole a todo pulmón consignas como: “¡Los maricones se esconden en los balcones!”, para doblegarlo y sacarle el compromiso de que sí las va a apoyar.

Y la raza de bronce de Pabellón, jura y perjura que, lo que finalmente convenció al alcalde, no fue el grito de “los maricones se esconden en los balcones, sino ese programa que tienen fondas, cocinas económicas y restaurantes: “Para llevar”.

Que el programa de marras (“unas nalguitas para llevar”) fue lo que afianzó las negociaciones.

¡Ese Cuau, tan seriecito que se miraba!

* (Columna publicada inicialmente en el semanario hermano TRIBUNA LIBRE el pasado jueves 7).

Publicado en: Página 24

Comparta este material en