UVM Ofrece Atención Psicológica Telefónica por Epidemia Covid-19

Enfrentarse al Encierro Puede Desencadenar Trastornos

La atención psicológica será brindada por académicos especialistas en psicología y estudiantes de los últimos semestres de la Licenciatura de Psicología

La atención psicológica será brindada por académicos especialistas en psicología y estudiantes de los últimos semestres de la Licenciatura de Psicología

Ante el aislamiento preventivo que ha ocasionado la contingencia epidemia de Covid-19, las personas encaran una situación retadora al enfrentarse al encierro, lo que podría llegar a tener implicaciones de carácter psicológico. Por esta razón la Universidad del Valle de México pone a disposición del público atención psicológica telefónica gratuita, informó el doctor Raymundo Calderón, director nacional de Psicología de UVM.

El doctor Raymundo Calderón explicó que permanecer en aislamiento puede desencadenar algunos trastornos psicológicos, tales como, estrés, ansiedad y depresión, es por ello que la universidad integró un directorio telefónico de sus psicólogos docentes en seis estados del país: Monterrey, Tamaulipas, Puebla, Veracruz, Estado de México y Ciudad de México.

La atención psicológica será brindada por académicos especialistas en psicología y estudiantes de los últimos semestres de la Licenciatura de Psicología. Las personas que requieran este servicio podrán consultar el directorio telefónico de los distintos estados en la siguiente liga: https://bit.ly/2J63cqO.

Por otro lado, el doctor Calderón señaló que es importante considerar algunas medidas de prevención dentro de las familias, entre ellas, continuar con las actividades de rutina -pero ahora desde casa-, establecer una agenda y horarios en donde incluya horario laboral, de comida, actividades escolares, de recreación y ejercicio.

Entre las actividades recomendadas para los niños están que se integren a un proyecto y establezcan un horario para juegos didácticos que les permita ciertos niveles de aprendizaje de manera divertida. Es importante explicarles que las actividades no cesan, sólo cambian de lugar, es decir, que tanto ellos como los padres deben continuar con sus tareas cotidianas.

Además, es importante dejar espacios de convivencia –por ejemplo, a la hora de la comida-, de tal forma que las actividades que se desarrollen, permitan generar una oportunidad de compartir tiempo en forma mucho más sana y adecuada con los integrantes de la familia.

Respecto a las actividades en conjunto para todos los que permanecen en aislamiento preventivo, es posible establecer un horario para comunicarse con familiares que radican en otras ciudades o simplemente que están en sus propias casas, a través de las distintas aplicaciones que existen. Para las parejas, es recomendable abrir un espacio de diálogo para platicar sobre aquellas actividades que se planearon durante el día y sobre los resultados que lograron. Realizar videos para compartir con la familia más extensa las experiencias sobre la vivencia que tienen debido a esta contingencia y también recomendaciones para sobrellevarla.

Como medidas de prevención para evitar desarrollar estrés, ansiedad o depresión, Raymundo Calderón recomendó establecer un horario de meditación al iniciar el día, realizar mindfulness, el cual consiste en incorporar niveles de conciencia plena que permiten que la persona se sienta tranquila, esto le permitirá generar una buena convivencia con las personas que se encuentran alrededor. En esta práctica, hay una serie de ejercicios de relajación que implican cierto tipo de respiración, estos ejercicios pueden realizarlos toda la familia.

“No tenemos la certeza del tiempo que durará el aislamiento, pero es importante visualizar de manera muy clara que el regreso a la normalidad tiene que ser un regreso más construido, que implique al regreso una nueva normalidad en la que no dejemos aquellas cosas fantásticas que hemos logrado en casa, con la familia y nos re incorporaremos de una manera productiva”, explicó Calderón.

Actuar con responsabilidad es la línea que debemos de seguir todos. “Si bien es un reto, también supone una oportunidad para reprogramarnos y humanizarnos en las relaciones personales y en las familiares”, indicó.

Publicado en: Página 24

Comparta este material en