Por Cada Suicidio, hay 10 Intentos; Evitamos 3 o 4 por Cada uno: Sergio Velázquez García

“Lo del Lunes fue Atípico, no Tengo una Explicación”

Por Gabriel Soriano

Sergio Velázquez García, secretario de Salud y director general del ISSEA

Sergio Velázquez García, secretario de Salud y director general del ISSEA

“Por cada suicidio, hay 10 intentos de suicidio, de acuerdo a la información del C4.  Es una taza alta, pero a la vez estamos evitando de tres a cuatro por cada uno de estos suicidios”, expuso el titular de la Secretaría de la Salud y director general del Instituto de Servicios de Salud del Estado de Aguascalientes, Sergio Velázquez García.

Sin embargo, el pasado lunes 13 de abril se registró una ola de suicidios en Aguascalientes, pues cinco personas lograron quitarse la vida mientras cuatro más intentaron hacerlo, sumando hasta el momento 63 suicidios en lo que va del año.

“Es un fenómeno que nunca se había presentado en el estado, fue un día totalmente atípico, y la verdad es que ahora no tengo una explicación en este momento para decirles cuál pudo haber sido la causa”, declaró Sergio Velázquez.

Afirmó que el estado no ha bajado la guardia y siguen las labores para detectar oportunamente depresión, ansiedad, síndrome ansioso depresivo o alguna enfermedad mental de la población; junto con distintas instituciones como la UAA, DIF, IEA, entre otras.

“Independientemente de ello, ya se llevó a cabo la primera capacitación en lo que es la guía mhGAP, una guía que publica la Organización Mundial de la Salud en materia de cómo disminuir la brecha de primer y segundo nivel de atención entre los médicos generales y pacientes”, expuso Sergio García.

“Es importante resaltar que prácticamente el 90 por ciento de las personas con algún padecimiento o enfermedad mental no acuden en ningún momento a terapia psicológica o a tratamiento psiquiátrico”, agregó.

Puntualizó que es importante el promedio de edad de los suicidios, entre 15 y 29 años, así como la presencia y fortalecimiento de atención a la salud mental en los municipios.

Hizo un llamado a las familias aguascalentenses para que atiendan su entorno, pues es bien sabido que situaciones como desintegración, violencia o disfuncionalidad son bases para el suicidio y por lo tanto deberán enfocarse en el trabajo dentro del núcleo familiar.

“Cuando se hace la necropsia verbal (entre los familiares y personas cercanas) lo primero que hacen es negarlo o dicen que no pasaba nada, que las cosas marchaban muy bien.

Lo que pasa es que a veces la gente más cercana a estas personas no le dan importancia, hay quien lo avisa, hay quien dice: ‘Me voy a suicidar’, y el familiar más cercano no le cree”, expuso Velázquez García.

Detalló que los síntomas de alarma de una persona depresiva son aislamiento, atención ausente, apatía, sueño la mayor parte del día, periodos de agresión o enojo, así como pensamientos suicidas.

 

Publicado en: Página 24

Comparta Esta Información en: