Antidiarreicos Intoxican a los Niños: Basilio Romo

“Paralizan el Intestino y Agravan la Enfermedad”

Por Liliana Ramírez Macías

Basilio Romo Velázquez, director del Hospital Hidalgo

Basilio Romo Velázquez, director del Hospital Hidalgo

Los antidiarreicos intoxican a los niños, pues paralizan el intestino y provocan que las bacterias se absorban con mayor rapidez, por lo que los menores se ponen aún más graves, señaló Basilio Romo Velázquez, director del Hospital Hidalgo, quien mencionó que por lo anterior este tipo de medicamentos ya no son utilizados en el sector salud, sin embargo siguen vendiéndose en las farmacias sin receta médica bajo algunos nombres comerciales.

En entrevista, comentó a Página 24 que en esta temporada de calor en que las enfermedades gastrointestinales crecen exponencialmente, es importante darles suero oral a los menores y evitar automedicarlos, sobre todo con antidiarreicos, que únicamente “intoxican” a los pequeños, “ésos ya no se utilizan porque paralizan el intestino y hacen que las bacterias se absorban más rápidamente y se ponga más grave ese niño, esos son los casos de gravedad”.

Para evitar las enfermedades gastrointestinales es necesario lavarse las manos “aunque se vayan a llevar la mano a la boca nomás por un dulce o una galleta”.

Además, es importante darle suero oral a los niños, “se les da una onza por cada tres kilogramos de peso por cada vez que evacúen”.

Si bien años atrás, cuando hubo una epidemia de cólera, se reforzaron este tipo de hábitos, hoy en día “se han desgastado y se han olvidado, hay que retomarlos para que no existan las infecciones gastrointestinales”.

Romo Velázquez indicó que las enfermedades gastrointestinales en la actualidad se producen principalmente por el descuido a la hora de preparar alimentos, por ejemplo al comer en la calle, y aunque en ocasiones la comida que se vende en los puestos callejeros esté bien preparada, la gente no tiene la costumbre de lavarse las manos.

Asimismo, es común que estos alimentos que se venden en la calle no estén protegidos del polvo y la tierra, “se contaminan también”.

“Es importante decirle a las mamás que los biberones que no se tomó el niño, cuando mucho pase una hora para que se lo vuelvan a dar, sino ya no sirve.

El suero oral que deben de tener en su casa como una prevención para en caso que el niño comience a vomitar dura nada más 24 horas y en refrigeración una vez que lo han destapado”.

Destacó que “el suero oral es la gran medida para que no tengamos niños en los hospitales, todas las mujeres deberían tener siempre suero oral en su casa”, pues además es muy fácil de preparar, ya que sólo se requiere de un litro de agua, una pizca de sal y de ocho a 10 cucharadas de azúcar.

Cuando el niño ya presenta una enfermedad gastrointestinal, previo a llevarlo al médico es importante que ingiera suero oral, “eso ayuda a que tengan menos infección y a veces hasta que ni necesiten medicamentos”.

Finalmente, el director del Hospital Hidalgo agregó que “la automedicación no debe de existir en estos casos; tener mucho cuidado porque no todas las diarreas necesitan antibióticos, la mayoría son virales”.

 

Publicado en: Página 24

Comparta Esta Información en:

Submit a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *